¿Cuál es la propuesta?, ¿Así o más claro?

¿Cuál es la propuesta?, ¿Así o más claro?

OCTUBRE 21, 2017

Un principio general del derecho imprescindible que guía la función pública señala: el particular puede hacer todo lo que la ley no le prohíbe, pero la autoridad sólo puede hacer lo que la ley expresamente le faculta. Hago mención de esto porque hay personas que desconocen intencionadamente o no, las atribuciones de un Senador de la República y de un Gobernador.

El Senador de la República, de acuerdo al artículo 72, fracción II, de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, tiene la facultad de iniciar leyes. Asimismo, el artículo 76 de la Carta Magna, establece que son facultades exclusivas del Senado: Analizar la política exterior desarrollada por el Ejecutivo Federal; Ratificar los nombramientos de los Secretarios de Estado cuando el ejecutivo opte por un gobierno de coalición; Autorizar al presidente la salida de tropas nacionales fuera de los límites del País o el paso de tropas extranjeras por el territorio nacional y la estación de escuadras de otra potencia; Dar su consentimiento para que el Presidente disponga de la Guardia Nacional; Declarar, cuando hayan desaparecido todos los poderes constitucionales de una entidad federativa; Resolver las cuestiones políticas que surjan entre los poderes de una entidad federativa; Erigirse en Jurado de sentencia para conocer en juicio político de las faltas u omisiones que cometan los servidores públicos; Designar a los Ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, de entre la terna que someta a su consideración el Presidente de la República; Autorizar los convenios amistosos que sobre sus respectivos límites celebren las entidades federativas; Nombrar a los comisionados del organismo garante que establece el artículo 6o. de la Constitución; e Integrar la lista de candidatos a Fiscal General de la República.

En cambio el Gobernador, de acuerdo con lo que establece la Constitución Política del Estado Libre y Soberano de Zacatecas en el artículo 82, fracción XXXII, tiene la facultad y la obligación de “proteger la seguridad de las personas, promover el respeto, protección y garantía de los derechos humanos y mantener la paz, la tranquilidad y el orden público en todo el Estado”.

En estricto sentido, a Alejandro Tello le corresponde atender y ocuparse del tema de la seguridad pública, pero decir y apegarnos a eso sería una salida fácil, además, un servidor no puede ser ajeno e indolente a una realidad tan triste y dolorosa para Zacatecas, como la violencia, situación que nos duelen y nos lastima a todos. Por eso, es un derecho ciudadano, una obligación social y una responsabilidad como originario de esta noble y bondadosa tierra, alzar la voz y denunciar las omisiones e irresponsabilidades de quienes hoy mal dirigen los asuntos públicos.

Este es el inicio del sexenio más violento y peligroso en los últimos 18 años. En promedio es ejecutada 1 personas cada 8 horas, superando por mucho la media nacional. Zacatecas está en los ojos de instancias nacionales e internacionales por los constantes feminicidios y por la nula declaratoria de la alerta de género.

Pero no todo es señalar y criticar, en efecto, también se trata de proponer, y qué mejor que proponer alternativas para salir de esta crisis que nos tiene en la desesperanza y en la zozobra. Desde la máxima tribuna de la República, he señalado alternativas, propuesto puntos de acuerdo e iniciativas para hacer frente a la inseguridad, quien guste puede visitar el portal de internet del Senado y constatar esto, pero también, como candidato propuse alternativas que hoy deben ser puestas en marcha, y no porque yo las haya puesto sobre la mesa, sino porque fueron producto de un trabajo con la sociedad y la academia, además, de que la actual estrategia oficial de Alejandro Tello no sirve.

Un día sí y otro día también, la inseguridad y la violencia están desatadas y cada vez se expresan en las calles con mayor sadismo e impunidad. Ayer fue Cinthia, hoy fueron 3 personas más, mañana puede ser cualquiera de nosotros.

A la pregunta de ¿Qué propone Senador?, corresponde la respuesta de: 1) Poner en marcha la estrategia “Menos balas y más política social”, cuyo objetivo sea alcanzar la paz a través de una ambiciosa agenda de acciones de corte social, educativas y preventivas; 2) Implementar un “Nuevo Modelo de Seguridad” basado en aspectos de seguridad ciudadana, cultura de la legalidad y combate irrestricto a la corrupción en las instituciones de administración y procuración de justicia; 3)Fortalecer las acciones de prevención y disuasión de los delitos y de las adicciones, en especial en el entorno escolar y al interior de la familia; 4) Recuperar y crear espacios públicos anualmente, sobre todo en las zonas de más altos índices delictivos de la entidad, donde se implementen actividades culturales, deportivas y de recreación; 5)Combatir la violencia desde una perspectiva transversal, en la que participen instituciones gubernamentales, sociedad civil organizada, universidades e iniciativa privada; 6) Consolidar un auténtico modelo de profesionalización policial, con permanente preparación a los elementos de seguridad, reconocimiento a su mérito, dignificación de su labor a través de salarios justos y prestaciones sociales adecuadas, y el compromiso por el servicio público; 7) Colocar en los puestos directivos de la policía estatal y de la procuraduría de justicia, a especialistas en la materia y funcionarios de reconocida trayectoria, capacidad y honestidad; 8) Implementar una estrategia penal focalizada, sin descuidar las demás funciones en la procuración y administración de justicia, se debe poner especial atención en la persecución de los delitos de mayor impacto, como aquellos que atentan contra la vida, la libertad y la integridad física de las personas; 9) Dar luz verde a la estrategia “Cámaras de vigilancia, aliados estratégicos”, que consiste en ampliar la cobertura de las cámaras de video vigilancia existentes y hacer una rigurosa evaluación de los avances de este programa de manera periódica para hacerlo más eficiente y asegurar la tranquilidad de los ciudadanos, principalmente en las zonas de riesgo, involucrando también a las autoridades municipales en el acceso a la información, con la finalidad de lograr una mayor coordinación en ambos órdenes de gobierno; 10) Con la ayuda de la academia y la sociedad civil organizada, se debe poner en marcha el “Centro de Información y Análisis de la Violencia y los Delitos”, cuya función sea diseñar estrategias para el combate a la delincuencia y evaluar el desempeño de las ya existentes, a fin de mejorarlas, modificarlas o eliminarlas si no están dando resultados; 11) Una mayor y mejor coordinación institucional entre los 3 niveles de gobierno. Se necesita poner en marcha mejores mecanismos de comunicación y mayor vinculación y procesamiento de la información en materia de inteligencia para combatir eficazmente a la delincuencia; 12) Involucrar más a la sociedad civil en el ámbito de la seguridad de manera activa y permanente, para esto se deben crear “Comités Vecinales” que generen canales de comunicación, coordinación y confianza entre las autoridades y la ciudadanía, a la vez de identificar de manera más rápida y sencilla las problemáticas y necesidades; 13) Impulsar la consolidación del Centro C4 (Comunicación, Cámaras, Cómputo y Coordinación), así como promover una policía de proximidad ciudadana o de barrio, cuyo carácter será preventivo; 14) En las zonas habitacionales y comerciales de alta densidad e incidencia delictiva, se instalarán alarmas vecinales, para la atención inmediata de casos de urgencia; y 15)Promover el programa “Vecino Vigilante”, mediante el cual se organice, capacite y certifique a grupos de civiles voluntarios que funjan como auxiliares en tareas de prevención y vigilancia de presuntos delitos.

Y a propósito de esta propuesta, te comento Alejandro Tello: también te haré llegar el documento de desarrollo social, crecimiento económico y educación para la sociedad, documento que académicos, investigadores, jóvenes, mujeres, productores, empresarios, sectores productivos y organizaciones de la sociedad civil, elaboramos para nuestro Estado, previo y durante la campaña, todo con la ilusión de ofrecerle algo realmente diferente a nuestro amado Zacatecas.

¿Así o más claro?