¿Dónde está la austeridad republicana?

¿Dónde está la austeridad republicana?

El Senado de la República históricamente ha sido sinónimo de austeridad y de mesura, pero el nuestro es  la personificación misma del lujo y el derroche

Ante la difícil situación económica que vive el país, el Senado manda un mal mensaje al gastar en cuestiones innecesarias: un tablero y una remodelación de un inmueble.

Con una inversión de 9.2 millones de pesos, el Senado estrenó el “día de la Candelaria” un tablero electrónico de votación y pase de lista, con tecnología led y alta definición.

La casa del federalismo gastará otros 120 millones de pesos en adquirir y remodelar el Teatro de la República.