En México a los defensores de los derechos humanos les ha costado la vida, líderes indígenas son muestra de ello

En México a los defensores de los derechos humanos les ha costado la vida, líderes indígenas son muestra de ello

David Monreal Ávila, senador de la República señaló que la desigualdad existente contra los pueblos indígenas les ha negado oportunidades de crecimiento y desarrollo, por ello conminó al gobierno de Chihuahua para que realice las investigaciones y en su caso sancione a los responsables de los asesinatos de los líderes indígenas de los municipios de Guadalupe, Calvo y Chihuahua, además de implementar medidas que garanticen la vida y seguridad de las autoridades indígenas.

Refirió que la desigualdad es real y existe, se les han negado oportunidades de crecimiento y desarrollo, datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), señalan que “De acuerdo a la Encuesta Intercensal 2015, en México hay 7 millones 382 mil 785 personas de 3 años y más de edad que hablan alguna lengua indígena, cifra que representa 6.5% del total nacional; de las cuales 51.3% son mujeres y 48.7% hombres. En términos de relación hombre-mujer, hay 95 hombres por cada cien mujeres”.

Monreal Ávila precisó que el tener en esta situación a los pueblos indígenas además de ser indignante, debe llamar a la reflexión, pues no se puede reconocer sus derechos en una Constitución para después desprotegerlos, caso ejemplar es el de Juan Ontiveros Ramos, un líder indígena Raramuri, asesinado el pasado primero de febrero. Medios de comunicación dan cuenta que el 31 de enero Ontiveros Ramos fue secuestrado de su domicilio, un día después apareció sin vida.

El líder indígena era defensor del territorio de la Sierra Tarahumara, comunidad indígena de Choréachi, ubicada en el Municipio de Guadalupe y Calvo, Chihuahua. A este lamentable suceso, se le suma el de otro líder indígena, que 15 días antes fue asesinado, Isidro Baldenegro, activista ambiental ganador del premio Goldman 2005, el crimen tuvo lugar en la comunidad indígena Coloradas de la Virgen, del Municipio en comento.

Entonces, se tiene que en 15 días asesinaron a dos líderes indígenas de un mismo municipio. Se debe mencionar que desde el año 2014, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), en su resolución 29/2014 solicitó al Estado mexicano la medida cautelar 60-14, para garantizar la vida e integridad personal de los líderes y lideresas, así como de toda la comunidad indígena de Choréachi, en el municipio de Guadalupe y Calvo.

Al respecto la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) en su informe de actividades 2016, reveló que: “del 1 de enero de 2006 al 31 de diciembre de 2015, en el Programa de Agravios a Periodistas y Defensores Civiles de Derechos Humanos de este Organismo Nacional se integraron un total de 380 expedientes respecto de casos de personas defensoras. Durante el último lustro (2011-2015) el número de quejas radicadas en el marco del Programa citado representó el 70.27% del total de quejas recibidas en el periodo de 2006 al 31 diciembre de 2015”.

Es decir, sostuvo el legislador federal, la CNDH da cuenta que los defensores de los derechos humanos, son personas que arriesgan su vida para cumplir una función que en teoría les corresponde a las autoridades, o al menos eso ordena el Artículo Primero de la Constitución Federal.

Lo anterior muestra de sobremanera que el gobierno mexicano le ha quedado a deber a su población para promover, respetar, proteger y garantizar los derechos humanos, problemática no menor, que debe llamar a la reflexión sobre el quehacer de las autoridades.

Por tal razón, concluyó David Monreal, es necesario alzar la voz para que las personas en el territorio nacional gocen plenamente de los derechos humanos que reconoce la Constitución, en este sentido la presente proposición tiene como objeto realizar un exhorto al gobierno del estado de Chihuahua a que realice las investigaciones y en su caso sancionen de manera pronta, completa e imparcial a los responsables de los asesinatos de los líderes indígenas del municipio de Guadalupe y Calvo, de dicha entidad federativa.

Ver Punto de Acuerdo aquí: Punto de Acuerdo sobre asesinatos de líderes indígenas.