Legislaturas y gobiernos estatales trabajarán en equipo

Legislaturas y gobiernos estatales trabajarán en equipo

Durante muchos años la política mexicana se manejó desde una cúpula política-económica que decidía de forma unilateral el destino de nuestro país. Las reformas estructurales más importantes, como la energética, la laboral, la fiscal y también la ley de seguridad interior, fueron tramadas por los intereses del gran capital nacional e internacional para aumentar y salvaguardar las fortunas de unos cuantos. Hoy la historia es muy diferente.

El día de ayer Andrés Manuel López Obrador sostuvo una reunión con gobernadores, alcaldes y diputados electos de morena para estructurar el trabajo conjunto que debemos comenzar desde el primer día del nuevo gobierno, los temas fundamentales fueron el combate a la corrupción y la austeridad republicana.

El triunfo del pasado 1° de julio configuró un mapa político que permitirá a Obrador y a Morena impulsar reformas en la constitución federal que impacten en todos los estados, ya que contamos con mayoría en 19 congresos locales y para aprobarlas se necesitan como mínimo la aquiescencia de 17 legislaturas.

En este sentido, la lista de prioridades propuestas a los futuros legisladores de la Coalición Juntos Haremos Historia empieza por elaborar la ley reglamentaria al artículo 127 constitucional, que señala que ningún funcionario puede ganar más que el presidente; reformar el artículo 108 constitucional para que el titular del ejecutivo federal pueda ser juzgado por violación a las libertades electorales y por corrupción; así como suspender fueros y privilegios de funcionarios.

Además, esta fuerza nos servirá para cumplir con algunos de los reclamos más sentidos, como la cancelación de la reforma educativa, la protección ambiental y social contra mega proyectos, y la garantía a los derechos humanos de grupos vulnerables (comunidad LGBTTI, mujeres, jóvenes, migrantes, indígenas, etc.).

Para la cámara alta, López Obrador propuso a Ricardo Monreal como coordinador de Morena en el Senado, quien tendría la coordinación con mayor número de legisladores, pues en las elecciones del pasado 1 de julio obtuvo 39% de las preferencias efectivas.

Para la siguiente Legislatura, Morena tendrá 55 senadores, seguido por el PAN, que contará con 24; en tercer lugar el PRI contará sólo con 13, lo que representa un cambio radical de proporciones comparadacon la legislatura actual.

Esta nueva era está marcada por una mayoría y una organización que promete cambiar la historia de nuestro país teniendo como guía la voluntad popular y los principios democráticos. Cada uno de nosotros tiene la obligación de trabajar por el bien de México desde donde nos encontremos, sin importar las dificultades y sobre todo, sin corromper el lema de Vicente Guerrero: “la paria es primero”.